Cristiano en Bután arrestado por proyectar películas de Jesús

Un tribunal de mayoría budista de Bután ha condenado a un cristiano a tres años de prisión por "intentar promover disturbios civiles" por la proyección de películas sobre el cristianismo.

Un tribunal local en Gelephu condenó a Prem Singh Gurung- un ciudadano de Nepal de 40 años de edad del distrito Sarpang en el sur de Bután- el 6 de octubre, de acuerdo al diario del gobierno Kuensel.

Gurung fue detenido hace cuatro meses después que los residentes locales se quejaron de que estaba mostrando películas cristianas en los pueblos Gonggaon y Simkharkha en el bolque Jigmecholing. Gurung invitaba aldeanos a ver películas de Nepal y entre medio proyectaba películas sobre el cristianismo.

Los abogados del gobierno no pudieron probar "más allá de toda duda razonable" que Gurung promovió disturbios civiles, por lo tanto "se le acusó de un intento de promover disturbios civiles", informó el diario.


Gurung también fue acusado de violación a la ley de la información, comunicación y medios de comunicación de 2006 de Bután. Las secciones 105 (1) y 110 de esta ley requieren que las autoridades examinen todas las películas antes proyectarlas al público.

Un cristiano de la capital de Bután, Thimphu, le dijo a Compass Direct News que la convicción de Gurung perturbó a los aldeanos del área.

Mientras Gurung tiene el derecho de apelar, no estaba claro si tenía los recursos para tomar ese camino.

Ambos Gonggaon y Simkharkha son prácticamente inaccesibles. Se puede tardar hasta 24 y 48 horas para llegar a los pueblos desde la carretera más cercana.

"Ambos pueblos no tienen electricidad", informó el diario. "Pero Prem Singh Gurung, con la ayuda de algunas personas, se cree que han llevado a un proyector y un generador a la pantalla de las películas en el pueblo. "

Más del 75 por ciento de las 683,407 personas en Bután son budistas, principalmente de las partes occidental y oriental. Los hindúes, que en su mayoría son nepaleses étnicos del sur de Bután, se estima que representan alrededor del 22 por ciento de la población.

También se estima que alrededor de 6,000 butaneses, en su mayoría del sur, son cristianos en esta nación sin litoral entre la India y China. Sin embargo, su presencia no es reconocida oficialmente en el país. Como resultado, practican su fe en los confines de sus hogares bajo ninguna institución cristiana registrada oficialmente.

El budismo es la religión del estado en Bután. El gobierno tiene el mandato de proteger su cultura y religión de acuerdo con la constitución de 2008. Al igual que en otras partes del sur de Asia, el pueblo de Bután cree erróneamente que el cristianismo es una fe occidental y que los misioneros dan beneficios monetarios para convertir a la gente de otras religiones.

Fuente: Charismamag.com

anuncio
anuncio
Vuelva a la página de inicio